OPINIÓN: DE NORMAS Y SENTIDO COMÚN

hernaniFoto: FER

El pasado fin de semana Hernani, Gernika y CRC Pozuelo se jugaban el descenso y la promoción de División de Honor en tres escenarios diferentes. Lo norma dice que los equipos pueden poner los partidos como muy tarde los domingos a las 13:00 horas, lo que deja abierto un horario que va contra cualquier atisbo de sentido común. La norma se ha cumplido pero sin duda hay que cambiarla.

Hernani y Gernika disputaban la última jornada con tres puntos de ventaja sobre CRC. En principio tenían mejores cartas, el problema eran sus rivales. Cisneros y Bathco, que se estaban disputando la tercera plaza, amenzaban la permanencia de hernaniarras y basurdes. Los de Pozuelo, por su parte, recibían a Ordizia que no se jugaba absolutamente nada en la competición.

Si Bwin hubiera seguido con su portal de apuestas del rugby español, como ya hiciera en años pasados, estaba claro que el CRC Pozuelo sería el favorito pues jugaba en casa y contra un rival sin objetivos. Hernani sería el segundo, debido a su condición de local, y Gernika el que más papeletas tendría para el descenso ya que tenía que visitar San Román ante uno de los equipos más en forma del campeonato. Para Bathco además era prioritario vencer para amarrar la tercera plaza que se empezó a ganar la semana antes con un triunfo en el Central ante Cisneros.

Sin embargo Hernani puso su partido, y la norma le amparaba, el sábado a las 16:00 horas. En principio el equipo guipuzcoano era el más perjudicado por esta acción ya que de perder, ante un Cisneros que necesitaba imperiosamente la victoria para jugar los cuartos de final del play off en casa, tendría que esperar a una derrota de uno de sus dos rivales.

El sábado a las 16:00 horas las apuestas seguían como estaban. Pero dos horas más tarde Hernani había ganado por lo que Bathco ya sabía que jugaría los cuartos en casa pasara lo que pasara ante Gernika. Los verdes lo dieron todo en su partido ante los basurdes y solo cedieron en la última jugada. Pero quien ha sido jugador, al nivel que sea, sabe de sobra que no uno no juega igual cuando busca un objetivo que cuando no lo hace. De hecho, el choque de Santander es el único que los basurdes han ganado fuera de Urbieta en toda la temporada.

Para refrendar esta teoría aparece también el resultado de una Santboiana que tras la derrota de Cisneros necesitaba una victoria o un doble bonus en Pepe Rojo ante el flamante campeón de Copa para jugar como local en cuartos de final del play off. Pues bien, los catalanes que llevaban sin conseguir, ya no una victoria, sino ni siquiera un punto bonus fuera de casa desde diciembre de 2015, lograron esos ansiados puntos y si no es por la calidad de Sam Katz con un drop en el último minuto se hubieran llevado los cinco puntos por victoria y cuatro ensayos.

Cuando uno se juega las habichuelas puede que tenga errores por los nervios o la precipitación, pero si de verdad es un competidor nato juega mejor. Y al contrario pasa lo mismo, si uno no tiene nada en disputa no juega igual y está pensando en terminar el partido para descansar y preparar esos choques donde de verdad se buscan resultados.

Esto se habría arreglado con la simple norma de poner, en las dos últimas jornadas, todos los partidos con algo en disputa a la misma hora. Sin embargo no tenemos esa norma. Lo que ha pasado en este último fin de semana es legal pero atenta a todas luces contra el sentido común.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s