LA LIGA HEINEKEN YA CONOCE A SUS SEMIFINALISTAS

Foto: Charly

Fotogalería: Sanitas Alcobendas-Barça Rugbi

Más o menos lo esperado es lo que veremos este fin de semana en las semifinales de la Liga Heineken. Una vez más, los campos de Pepe Rojo de Valladolid serán el escenario del penúltimo escalón del play off con Silverstorm El Salvador y VRAC Quesos Entrepinares como locales. Enfrente estarán AMPO Ordizia y Sanitas Alcobendas que se deshicieron, no sin problemas, de UBU Colina Clinic Aparejadores de Burgos y Barça Rugbi.

Os dejo la crónica de los compañeros de la FER

Los cuartos de final de la Liga Heineken 2018-19 depararon dos victorias en absoluto sencillas para los equipos locales, Sanitas Alcobendas Rugby y AMPO Ordizia RE, que derrotaron a Barça Rugbi y UBU-Colina Clinic Aparejadores en Las Terrazas y Altamira, respectivamente. Los visitantes dieron una muy buena imagen y despiden con orgullo una temporada altamente gratificante y que puede constituir la primera piedra de un futuro ilusionante para ambos clubes.

En la reedición de la final de la Copa del Rey disputada hace tan solo una semana El Central de la Universidad Complutense se repitió el guion de la primera parte. Alcobendas no lo tuvo nada fácil para abrir huecos en la defensa rival y fue el Barça quien empezó con más confianza. A pesar de que los locales se adelantaron con una patada de castigo, Bruno Granell, con un ensayo por el ala, y Bautista Guemes al pie, reactivaron a los de Sergi Guerrero. A pocos minutos del descanso, los granates lograron contrarrestar por fin la gran defensa azulgrana e impusieron su físico, lo cual fue premiado con un ensayo de castigo que les devolvía la ventaja justo antes del descanso.

Los catalanes empezaron bien la segunda parte, pero Alcobendas cerró filas en defensa y, una vez que repelió el primer envite visitante, se hizo con el control del partido y no tardó en abrir huecos en la zaga rival, gracias en parte a un impecable Iván Ramiro. El 8 local remató su partidazo con dos ensayos que dieron una ventaja casi definitiva a los de Tiki Inchausti. El Barça aprovechó las indisciplinas del contrario para dominar en el tramo final y volver a subir puntos a un marcador que se cerró con 34-20 para los del norte de Madrid.

El duelo de Altamira comenzó con una ofensiva local tremenda. Ordizia asfixió la defensa de Aparejadores, que no pudieron salir de su campo con continuidad. A base de una fuerte y constante presión y moviendo el balón de un extremo a otro, los guipuzcoanos sometieron a su rival y obtuvieron las tres primeras marcas. Sin embargo, a raíz de un par de buenas rupturas de la línea rival en mitad de campo, así como la amarilla que vio Julen Goia, los visitantes se quitaron el agobio de encima y encontraron su juego. Dominaron claramente el cuarto de hora final de la primera y acortaron la distancia hasta el 24-17.

No obstante, este enorme derroche físico de los burgaleses les pasó factura en la reanudación, cuando el Ordizia recuperó las sensaciones del primer tramo y, con dos ensayos más en la línea de tres cuartos, encarriló de nuevo la contienda. La expulsión definitiva de Aparejadores en el minuto 60 les ponía las cosas aún más cuesta arriba a los de Álvaro González, que, sin embargo, no desfallecieron y mantuvieron la concentración al máximo, hasta el punto de lograr ponerse a 7 con un minuto todavía por jugarse. Los locales administraron bien la última jugada y cerraron la victoria final con el 38-31.

El Barça puede haber confirmado toda una declaración de intenciones durante este curso deportivo, con el subcampeonato copero y una participación más que digna en la Liga Heineken, en la que ha quedado en la mitad alta de la clasificación por primera vez desde hace muchísimos años. Los catalanes esperan seguir en esta línea y dar aún más guerra el año que viene.

Aparejadores, por su parte, ha hecho historia al meterse en la fase final en su debut en la División de Honor, colocando a la ciudad de Burgos de golpe en un lugar significativo dentro del mapa rugbístico español. Los 7 puntos que les han separado de las semifinales no son sino un aliciente para continuar haciéndose un hueco en la élite próximamente.

En cuanto a Ordizia y Alcobendas, siguen adelante y se medirán en los campos de Pepe Rojo al SilverStorm El Salvador el sábado 11 y al VRAC Quesos Entrepinares el domingo 12 de mayo, respectivamente, en las semifinales por el título de Liga Heineken.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s